¡Hola! Soy Carina Drotos, tengo 32 años,  peruana que actualmente vive en Kanagawa, Japón.

Quiero compartir con ustedes la historia de mi vida y cómo me involucré en lo que estoy haciendo el día de hoy; Cosmic Life Coach. Antes de comenzar, déjame decirte que el viaje de nuestra vida nunca es directo. A veces tenemos que sentir que vamos en círculos para luego darnos cuenta de que los círculos son parte del viaje.


Mi infancia

Nací en una familia increíble que siempre me dio lo más importante en la vida, “AMOR”. Tuve la suerte de venir a este mundo rodeado de la protección de mi familia. Aun recuerdo esos vívidos recuerdos de mi infancia, especialmente la Navidad, cuando estaba rodeada de toda mi familia. ¡Tuve la mejor infancia!

 

¡Soy superdotada!

Un día, el espíritu de mi abuelo Abuelito Oscar nos visitó de repente. Lo vi sonreír en el tablero de trabajo de mi mamá y se lo conté a la mañana siguiente. Ella me explicó cómo mi abuelo me amaba y quería conocerme. Pero, un mes antes de mi nacimiento, partió de este mundo a protegernos. Desde ese día, supe que no todas las personas pueden ver lo que yo veo, mi dote floreció sin saberlo.

Pero me asuste. Entonces, como no sabía qué hacer con esa energía, la apagué por completo y tan solo me dije: ‘soy una niña muy emocional, nada más’ y seguí viviendo una vida normal.

 

Algo me faltaba

Pasaron los años y empecé a estudiar en la universidad para obtener una licenciatura en Economía Internacional. Desde pequeña, mi pasión es mirar al cielo, la bulla en el aeropuerto era el momento que sabía que iba a estar con mi familia y me apasionaba conocer otros idiomas, así que acepté el challenge (trabajo) en una conocida aerolínea. Me encantó volar y descubrir el mundo y visité numerosas ciudades en casi 24 países.

Me encantaba viajar, me encantaba mi trabajo, tan solo que sentía que algo estaba incompleta dentro de mi. Constantemente me decían que estuviera agradecida por lo que tenía, pero para serte sincera nunca pude estar de acuerdo con lo que me decían. Confié en mi intuición y perseguí mis sueños. Allí fue que supe que la vida tenía otros planes para mí.

 

El universo tenía planes para mí

Cuando tenía 29 años, justo en mi Retorno de Saturno (Como olvidarlo). Una transición planetaria fuerte que es justo cuando Saturno vuelve a su ubicación natal de acuerdo con tu carta natal, normalmente tu vida toma una ruta totalmente diferente. Definitivamente para mi lo hizo, 180 grados diferente rumbo. Todas las dificultades que en ese momento lo veía como un caso, cambió mi vida por completo.

Una cosa positiva que sucedió fue que conocí a mi alma gemela, Joseph. Finalmente pude sentir que se estaban produciendo cambios positivos al poder conocerlo. Sin embargo, vendrían más cambios; uno tras otro. Nos mudamos y nos casamos en 3 meses. Dejé mi trabajo hermoso, busqué mejores oportunidades profesionales, pero nunca sentí que pudiera encajar. Para serte sincera me sentí como un fracaso, nada estaba “como se suponía que tenía que estar”. 

Después de un colapso total y finalmente me puse a mí misma en primer lugar. Hablé por mí misma, me di amor y mi vida cambió paso a paso. Diría que, por primera vez, comencé mi vida auténtica. Me di cuenta que el universo funciona a su manera misteriosamente. 

 

Autodescubrimiento

Mi viaje de autodescubrimiento comenzó en el 2019. Trabajé con mi amiga y coach de bienestar, Ale Espinoza. Luego tuve la oportunidad de estudiar astrología con mi maestro Luis Aguilar,  conectarme con mi lado espiritual a mi colega Peggy, y sanar todos mis traumas y heridas desde pequeña gracias a mis terapias con mi psicólogo Faryd Kabel. Todos los días agradezco de haberlos conocido. 

Poco a poco me fui dando cuenta que en realidad estaba abierta a otra dimensión a la edad de 7 años cuando mi abuelo apareció ante mí. Empecé a darme cuenta de que no era mi imaginación, pero podía mirar hacia otra dimensión. Pronto me presentaron a la astrología en profundidad y mi amor eterno a la luna se despertó. 

El último empujón fue cuando Ale me ayudó a concentrarme en mí misma. Hasta el día de hoy sigo trabajando para ser una versión mejorada dia a dia. Me di cuenta de que quería crear mejor en la vida – para mi y mi entorno -. Todo lo que aprendí de la Astrología, lo uso como una herramienta para combinar mis poderes del Universo, los Power Stones y la magia que llevó; llegue a crear mi primer curso “Brilla con Tu Luna”.

Descubrí que el propósito de mi alma era ayudarlas a todas ustedes. El poder de curarme a mí misma y ahora quiero ayudarte a ti. Conozco el desamor, la depresión y sobretodo todas las heridas que causan en no poder lograr la vida que anhelas. Por eso digo que este camino viene con un poder mágico; poder curarse y mejorar en todos los aspectos de tu vida. Logrando conectarte con tu verdadero poder; Tu Luna.   

 

Todos somos iguales 

Como todo el mundo, soy una aprendiz. Estoy trabajando para fortalecer mi conexión con el universo y convertirme en una traductora entre nuestro mundo y el mundo espiritual a través de las enseñanzas de LA LUNA. También quiero mostrarte que no soy especial y que tu tienes estas habilidades, dones y el poder de manifestar todo lo que anhelas.

Creo que todos somos iguales y el propósito de nuestras vidas es amar nuestra vida, vivir para crear un impacto positivo y crear la vida de nuestros sueños. Nos merecemos todo en este mundo.
Ahora, al igual que yo lo hice, ¡tú también puedes hacerlo!

Les agradezco a todas por dejarme compartir mi historia con ustedes. Creo que, dado que confías en mí por mirar dentro de tu alma, solo es justo si comparto la mía contigo. 

Muchas Gracias,

Carina Drotos

Leave a Reply